Ir al contenido principal

Azahar en el exilio.

¿Huele el azahar en la imaginación como recordamos?

Se levantó, como cada día. Se duchó y desayunó mientras en la televisión, las noticias corrían en una lengua que no era la suya. Hoy en Camden volvía a estar nublado. También hacía bastante frío.

Con las manos metidas en los bolsillos, y alojando la barbilla dentro del cuello de la chaqueta, se encaminaba hacia el metro, imaginando lo que estaría ocurriendo en ése mismo instante, a kilómetros de allí. En el mp3 suena Campanilleros, Estrella Sublime... y ya montado en el vagón del metro que se encaminaba a la city, saltó en sus oídos Virgen del Subterráneo.

"Ésta es su marcha", como dice el Bibi, cada vez que se la tocan. Él se elevó por encima de su asiento, voló y atravesó las paredes del underground, y llegó a través de las nubes a casa. Estaba de nuevo con su túnica de la Cena, esperando a que se abrieran las puertas de los Terceros, para poder procesionar junto a su virgen. Pegaba su hombro al palio mientras que los diputados de tramo recontaban las papeletas.

El olor del clavel de color "Rosa Subterráneo" se había resguardado en su nariz... Cigarreras, ya sonaba casi en el Rinconcillo. El señor de la Humildad se perdía por Sol y con la llamada del martillo al Palio, abrió los ojos.

"La próxima parada es la mía".

Se irguió de su asiento, y salió al andén. Se paró, e intentó volver a cerrar los ojos para que su palio se levantara al cielo... Pero llevaba la hora justa y tenía que apretar el paso para llegar al trabajo.

"Aquí tengo trabajo, allí tengo mis ilusiones".

Definitivamente, el azahar es un recuerdo que te acompaña siempre. Es como el despertar de un sueño que nunca jamás se puede olvidar. Su olor, su forma o sus pétalos forman parte de nosotros allá donde estemos.

Le mando un ramito de Azahar a María, que está en Valladolid, y allí no sale su Esperanza, de Triana. Otro ramito, a Tomás, que está en Leeds, y allí no puede acompañarme el Viernes con uno de nuestros 18 ciriales.
Le mando un ramito más, a Gonzalo, que enloquece por la pena de no vivir los Domingos de Ramos en casa.

Pronto volveréis. Y estaréis aquí como si nunca os hubiérais ido. El azahar sigue oliendo como siempre. Aquí os espera. Aquí os echa de menos.

Comentarios

Entradas populares de este blog

El Monumento

Otra cosa no, pero en Sevilla somos proclives a la colocación de monumentos que ni nos van ni nos vienen. Incluso algunos de iniciativa privada.

Como el monumento que a iniciativa privada surgió por parte de una familia de capataces, y por parte de pocos costaleros de Sevilla que veían con ansia la realización de un monumento que representara la historia y tradición de estos colectivos en la ciudad. Siguiendo la estela de ciudades como Estepona y Oviedo entre otras que cuentan con un monumento a "los cofrades" en general.

El megalito ha contado con más ubicaciones que la Feria de Abril a lo largo de toda su historia, sin ni siquiera haberse estrenado. Y todavía no cuenta con su lugar definitivo en las calles de Sevilla. Se pensó en varias ubicaciones en el entorno de la Avenida de la Constitución. También se pensó en la plaza del Rialto y también, por últimas, en la nueva y pequeña plaza de San Marcos. Ubicación en la que finalmente no podrá ubicarse debido a la cercanía de …

Cogío con alfileres

En el momento que venga un viento un poco más fuerte, se descuelga. Se cae. Y se rompe. ¿Cómo es posible haber llegado hasta aquí? Sin dudarlo, me decantaría porque la respuesta a esta pregunta es la ineficacia de la clase política que nos representa. Cuando se es ineficaz en cualquier trabajo, la relación laboral termina.
Imaginen a un camarero, que atiende las mesas con despotismo (ya sea ilustrado o no, para el ejemplo actual no nos sirve de nada), que cuando termina de atender las mesas no lleva bien las comandas, se fuma el cigarrito en el tiempo que debería prestar una atención más específica a la sala, y que cuando lleva las bebidas tras un buen rato, la bebida no llega porque no sabe sostener la bandeja y se le cae encima de una mesa llena de señoronas con peinado de peluquería… entre las cuales se encuentra la madre del jefe.
¿Cuánto va a durar nuestro amigo en la empresa? No le pagan ni el periodo de prueba. Que aunque en Sevilla no se hace, en los demás sitios si es una co…

Procesión de Ntra. Sra. Reina de Todos los Santos